10 cosas que no me enseñaron en la universidad sobre el periodismo

(El miércoles fui a Murcia a dar una charla a estudiantes de periodismo. Lo primero: gracias a los alumnos por aguantarla. Lo segundo: gracias a José Manuel Noguera y a la UCAM por la invitación. Lo tercero: como era la primera vez que hacía algo así y la primera vez que tenía que PENSAR, antes de montar el Power Point escribí un borrador. Lo cuarto es que al final me ha apetecido publicarlo)

1. “Un periodista nunca sabe cuándo va a volver a comer” (Rafa Galán, redactor de Emprendedores). Cuando empecé a estudiar en 2007 a nadie se le ocurrió contárnoslo, pero no tardó en llegar la crisis para que lo viéramos: si eres periodista no te vas a hacer rico (olvídate de hacerte rico), pero lo vas a pasar MUY bien.

Mi compañero Rafa definía así los vaivenes de un mercado en el que un día tienes muchos encargos y te crees espectacular y al día siguiente ninguno (y te quieres morir). De 2008 a 2013 cerraron en España casi 300 medios y la ilusión del contrato en una redacción desaparecía poco a poco. Pero de 2008 a 2013 nacieron otros 400 medios. No es que no queramos hacer cosas, es que para eso mejor lo hacemos por nuestra cuenta, aunque a veces parezca que todo va a salir fatal.

2. “Niña, búscate un trabajo de verdad” (mis padres). De agosto de 2010 a febrero de 2013, aún en la carrera, yo tuve un empleo y un contrato reales: quería independizarme, vivir en el centro y trabajé editando guías de viaje para iPad en minube, una start-up española. Según me licencié, y porque habían sido cinco años y medio estudiando y trabajando a la vez, decidí empezar a vivir del aire y de las colaboraciones que pudiera hacer en pijama desde mi habitación. Tal y como estaban las cosas – ay, las cosas – mis padres se enfadaron. “¿Qué haces dejando el trabajo? ¿Has pensado en sentar la cabeza? ¿Has pensado en la JUBILACIÓN?”

3. “La economía me escogió a mí” (Susana de Pablos, redactora de Emprendedores). Fue lo que dijo mi compañera Susana cuando le pregunté qué hacía allí. Susana no había querido ser periodista económica toda la vida pero empezó, le gustó y se quedó. En 2007 no existía en la Universidad nada llamado ‘periodismo tecnológico’ (imagino que ahora tampoco) y claro que yo no pensaba en ello, pero sí pasaba la vida pegada al ordenador y fui, de repente, la becaria a la que le dieron la web de la revista y a la que el subdirector encargó reportajes sobre redes sociales, analítica o posicionamiento web (SEO) cuando empezaron a “ser tema”. En verano de 2013 uno de ellos ganó un premio y mis padres me volvieron a querer.

4. “Cuéntaselo a un señor del pueblo” (Pilar Alcázar, redactora de Emprendedores). El SEO es el tema más gris del mundo. Es feo, va de Google, de algoritmos, de robots que leen tu web. Nadie, nunca, jamás se leería un artículo sobre SEO, así que tienes que contarlo con amabilidad (si es que eso es posible) para que al menos el lector interesado lo digiera.

Nada más entrar en la revista me dijeron: escribe pensando en que te va a leer un señor de pueblo y que te tiene que entender. Con economía, como con tecnología o con ciencia, política, moda, internacional, deportes y periodismo en general pasa justo ESO: si no te entienden no sirve de nada, pero si te entienden puede servir de mucho. Si lo lee alguien experto y se le cae la cara de vergüenza quedarás mal. Encontrar el equilibrio y escribirlo bien no es fácil, pero es parte de lo que me parece emocionante (aunque a veces se me caigan los ojos cambiando comas).

5. “Si no sabes, llama al que sabe” (Javier Inaraja, redactor jefe de Emprendedores). Consejo ilustrado con ejemplo favorito: mi compañera Lucía El Asri escribe un blog sobre porros sin fumar porros. Tiene una agenda llena de porreros a los que llama cada vez que tiene algo que contar. El teléfono y las fuentes serán, siempre, tu segunda mejor herramienta de trabajo.

6. “Tu mejor herramienta de trabajo es la cerveza (o el vino)” (proverbio popular). La primera son tus fuentes, las fuentes son personas y rodearte de ellas te servirá para a) estar en contacto con el mundo y no sólo con el ordenador b) aprender c) sacar información (e historias de las que tirar). Abajo el email. Y al resto de periodistas también les gusta mucho la cerveza (y el vino): conocerles servirá para que se acuerden de ti si algún día tienen un medio y necesitan quien escriba en él.

7. “No ligarse a las fuentes” (norma general en Hoja de Router). Como no sería ni el primer ni el segundo caso conocido, allá va: no te ligues a tus fuentes. Te llevarás bien con tus historias y harás amigos: aunque a veces no te dé para comer (ver punto 1), tu trabajo es hablar con todo el mundo y lo pasarás genial. Pero cuida, si no quieres que te pidan más de la cuenta, la línea entre lo personal y lo profesional.

8. “¡Los expertos te han comido la cabeza!” (Fernando Montero, subdirector de Emprendedores). Comprendiste tanto a tus fuentes, empatizaste tanto con ellas, llegaste a trabajar tanto en su mundo (porque necesitabas un trabajo de verdad) y te convencieron tantísimo de [cualquier cosa] que te olvidaste de contárselo a quien tenías que hacerlo (ver punto 3) y empezaste a hablar a los expertos. Ejemplo: el verano pasado me empeñé en hacer un reportaje sobre financiación de la I+D+i en España y cuando llegué a la redacción con el texto el editor me mandó a mi casa porque no había quien lo entendiera. Creo que esto es peligroso. Si no plantéate por qué los periódicos son tan aburridos.

9. “Tu especialización tiene cuatro paredes” (David Gómez, fundador de Hoja de Router). Has aprendido de cada entrevista y reportaje porque necesitabas entender todo antes de escribir. Has leído, has hablado, has trabajado y has, incluso, vivido el mundo que cuentas a los demás. Algo sabes. Pero ese mundo no lo es todo: la especialización tiene cuatro paredes y hay que intentar salir. A mí el “sistema” que suelo contar me ha saturado tanto que he terminado escribiendo sobre el antisistema.

Hay vida más allá de esas cuatro paredes. Mola quedarse “en casa”, pero si te estancas te aburres tú y aburres a los demás.

10. “Ve a tomar café” (yo). Estas semanas me he acordado mucho de un artículo que escribí para eldiario.es y del que en su momento dije: ¿QUÉ? La editora de Diario Turing, Marilín, compartió un vídeo de The Guardian sobre cafeteras para el hogar como idea para sacar algo similar. Yo estaba en Londres (sin trabajo de verdad) y lo cogí. Ni sabía de café ni de cafeteras ni entendía la motivación que podía tener alguien para leer un artículo así (“¡quién en su sano juicio podría leer sobre esto!”) pero ya había dicho que sí, así que fui a la calle, bebí miles de cafés, hablé con dueños de nuevos locales y acabé enterándome de la historia de las cafeterías independientes, su forma de hacer negocio y hasta la creación de la tendencia del café “artesanal”.

Fue muy divertido. Vivía con Bea en una habitación en el barrio con menos alma de todo Londres y el café era una bonita excusa para trabajar juntas e ir a Notting Hill a soñar con casas de colores. Creo que quedó un artículo decente; si hoy alguien me pregunta, cuento la historia y lo enseño sin avergonzarme. Y eso que el café no tiene nada que ver con mi supuesta especialización.

Hay una expresión que odio: “zona de confort”. La zona de confort es el espacio en el que uno está encantado con el mundo que ha montado en su cabeza y donde nunca pasan cosas nuevas. Si algo fascinante (!) tiene el periodismo es que aprendes sin parar, así que si de repente estás cómodo y parece que ya te lo sabes todo, mejor sal corriendo a tomar café (o cerveza o vino). Aunque, una vez más, no te vayas a hacer rico y tus padres te manden a pensar en la jubilación.

Qué moñas me pongo con estas cosas. En la foto, Murcia, donde nunca había estado, donde lo pasé muy bien y encima pensé. ¡Gracias de nuevo por la invitación!

Hasta que vuelva a tener tiempo para decir hola, poner fotos bonitas o escribir listas aquí,

Besos,

Lía

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s